Como Pintar La Sala De Mi Casa

Te has preguntado, ¿Cómo puedo pintar la casa de mi casa? Y aún no consigues la respuesta, entonces este es el artículo para ti. Por lo general, cuando estamos en proceso de remodelación de la sala, siempre buscamos ideas de diseños que más allá de inspirarnos, nos motiven y nos lleven a arriesgarnos a probar no solamente nuevos colores en las paredes, sino nuevas técnicas que nos lleven a obtener resultados únicos.

sala 1

Desde siempre han existido un catálogo de opciones para pintar las paredes, incluso hay varios instrumentos que nos ayudan con a conseguir efectos determinados, como relieve u otros. Pero, cuando no tenemos la noción de un diseñador de interiores, quizás no nos queremos arriesgar a usar colores muy atrevidos como el rojo o el fucsia, por temor a que resulte en algo nada agradable y termines perdiendo el dinero y el tiempo. Toma nota de alguna de estas ideas y a final anímate a darle un nuevo look a la sala de tu casa.

Cómo pintar cuando son colores oscuros

sala 2

Los colores oscuros para las paredes son muy exigentes, primero debes estar consciente del espacio de la sala, si quieres atreverte a colocar un color fuerte en las paredes, procura que sea un área considerablemente grande, como para que no se reduzca, así como también tener suficiente luz, tanto natural como artificial que compensen la que se lleva colocar un color como este, ya sea negro, marrón o azul muy oscuro. 

Recuerda que la sala es un conjunto de diversos elementos, no solo las paredes, también puedes equilibrar el uso con una paleta de colores amplia, cuando colocar muebles blancos o de colores que también atrapen las miradas. Por lo general, estos colores, requieren más de dos capas de pintura para que queden perfectos, sin espacios o manchas, por eso aconsejamos que lo coloques solo en una pared. 

Arriésgate a probar algo diferente

sala 3

Si lo que estás buscando es salir de tu zona de confort,entonces quizás te gustaría probar con técnicas como esta, donde no es solo aplicar un color de pintura y ya, sino más bien elegir una gama de colores que juntas creen un buen diseño. Si te gusta este diseño de rayas horizontales, debes tener mucha paciencia y cuidado, tardarás un poco en obtener el resultado, pero valdrá la pena. 

El truco para que esta técnica quede perfecta, es ir aplicando capa por capa y dejar que cada una tome el tiempo prudente para secarse por completo.

Juega con colores intensos

sala 4

Pintar una sala es tarea fácil, solo requiere un poco de dedicación y un montón de ganas de cambiarla. Ahora los colores intensos, como este morado, el rojo o el vinotinto, son sin duda para espacios que quieres reflejar una personalidad misteriosa, atrevida y bastante apasionada. Si crees que esto te define, te dejamos este vistazo con esta pared purpura para que partas de esta idea. 

Aunque muchos no se atreverían, esta pared de color vibrante, puede ir acompañada de otros elementos de la sala, también en colores muy fuertes, que no compiten, sino que se complementan, como este hermoso sofá de tela gamuzada en un color rojizo. Presta atención al detalle de la iluminación, un punto de suma importancia en combinaciones como estas. 

Pinta siguiendo patrones

sala9

Esto no es una técnica, sencillamente es una idea muy creativa, si lo que buscas es un diseño original para la pared de tu sala. Todo lo que debes hacer es identificar el diseño que quieres para este espacio, una vez que lo tienes claro, consigue el patrón o el estampado que te gustaría que quedara impreso en una de las paredes centrales del espacio, y luego ponte a pintar, preferiblemente con algo de ayuda.

Esto es algo que requiere tiempo y bastante dedicación, pero el resultado seguro pagará todas las arduas horas de trabajo que invertiste en esa pared. Como siempre te recomendamos que de igual forma, en el resto del espacio, hagas uso, así sea en pequeña medida, de los colores que incluiste en el patrón, para que todo tenga una cohesión.

Dos colores de la misma paleta

sala 8

Cuando quieres que la sala de tu casa se vea muy colorida, puedes escoger entre dos o más colores que puedas combinar, siempre y cuando ambos o los seleccionados, sean de la misma paleta, la misma familia de colores. Justo como podemos observar en este ejemplo,donde la sala de estar está dividida casi por partes iguales entre los colores, verde y amarillo. 

El resultado es un balance entre estas tonalidades que pertenecen a la mima familia, y como siempre los demás elementos en tonalidades neutras en el resto de la sala, vuelven a jugar un papel fundamental para neutralizar un poco la fortaleza de ambos colores y apaciguarlos con la calidez de la madera, que no solo está presente en el piso, sino también en los muebles. 

¿Te quedarías con una de las ideas más arriesgadas o prefieres irte por lo seguro con los colores tradicionales?



Deja un Comentario

Leer entrada anterior
Las últimas Tendencias En Decoración De Interiores

Una buena manera de conocer las últimas tendencias en decoración de interiores, es a través de las propuestas que encontrarás...

Cerrar